viernes, 27 de enero de 2017

Perdonar es enterrarlas las ofensas

El perdón y el propósito de la vida


Aprender a perdonar es el principio de una vida saludable y plena. El propósito de la vida es que todo el que la tiene disfrute de su estancia en la tierra, sin que haya nada que se lo impida. Para que no exista perdón, antes debe acabarse con las culpas.  Todos somos merecedores del producto de nuestras culpas, debemos pagar nuestras deudas y esto no es una opción, sino una obligación de la ley natural.

Pero antes de personar  a los demás debemos ver nuestras propias culpas y pedir perdón, porque el perdón sana las heridas del alma y deja libre a los pensamientos positivos; para vivir una vida mejor.  Reconocer que no somos perfectos y que cometemos faltas constantemente, nos hará reflexionar y a entender a nuestros semejantes. 

Para pedir perdón es necesario ofender, pero si evitamos meternos en la vida de los demás y nos abstenemos de ofender, entonces no hay nada que perdonar. Pero lo mejor del perdón es que el que debe perdonar es el ofendido, porque de esta manera hará libre su alma y no guardará rencor en su corazón.  Porque lo que da existencia al perdón es la ofensa.

Estamos rodeados de tantos sentimientos que a veces nos empujan a cometer ofensas y herir a nuestros semejantes.  Pero si voluntariamente evitamos y le cerramos las puertas a esos sentimientos como la: envidia, el odio, el rencor, la violencia; entonces no sufriremos cuando alguien venga a ofendernos y callaremos para no ofender. 

Ninguna ofensa es grande para no perdonar, porque el perdón no está condicionado al tipo de gravedad, y no se puede medir, el perdón no tiene nada que ver con tamaño.  

Muchos dicen que no pueden perdonar, porque no pueden olvidar lo que les causo la ofensa y no quieren perdonar porque no quieren tener ninguna relación con el ofensor.  Y perdonar no significa que yo tenga que tener una relación de amistad con el ofensor. El perdón significa que dentro de mí no existe: odio, rencor ni enemistad contra el ofensor. 


Perdonar es tomar las ofensas y enterrarlas para no acordarse jamás


Un cordial saludo
Encuentra pareja ideal
Quetzaltenango,Guatemala

jueves, 26 de enero de 2017

Quién da la sabiduría al hombre

El hombre sabio  mantendrá sujetado su corazón y no dejará que sus pensamientos lo dominen. 



El hombre sabio no es el que tiene la cabeza llena de canas, porque la sabiduría no se consigue con los años.  Es mejor un joven pobre, pero sabio; que un rey necio y desobediente.  El hombre o mujer sabios se conducen prudentes en su transitar por este mundo.  Pero esa sabiduría es algo que proviene de lo alto; porque el sabio es aquel que respeta y cumple con las leyes divinas. 

El ser humano sabio, entiende y conoce bien a su creador y en cada decisión que toma, siempre está el Arquitecto de la vida en primer lugar y acepta el resultado de sus acciones con alegría sean beneficiosas o no.  Porque sabe que lo que para el Omnipotente es bueno, es bueno para él

El ser humano que cumple con los mandatos divinos, no experimentará ningún mal. Porque sabe que para todo hay un tiempo.  Tiempo de reír, tiempo de llorar, tiempo de correr, tiempo de parar, tiempo de dormir, tiempo de soñar y tiempo de triunfar.  El hombre sabio reconoce que todo tiene un modo y razón, que nada sucede sin el consentimiento del Supremo.

Ser sabio 


El verdadero hombre sabio reconoce que aun con toda la sabiduría no es capaz de refrenar el viento, ni cambiarlo de dirección, porque eso solo está en la potestad del que da la sabiduría.  Entender que no se tiene potestad sobre el día de la muerte, te hará encaminarte con prudencia, para no apresurar el día de tu partida.

El sabio calla cuando ve que al Justo no se le hace Justicia y se trata mejor al que obra mal. Porque aunque el injusto viva más que el justo, tendrán ambos que recibir su recompensa sea buena o sea mala.  Porque el verdadero Justo y fiel hará justicia y dará a cada quien lo que le corresponda sin acepción de personas. 

A todo ser humano le sucede lo mismo, sea pobre o sea rico, sea grande o sea pequeño, sea blanco o sea negro.  Todos vamos al mismo lugar, porque del polvo fuimos formados y al polvo volveremos. 

Un cordial saludo
Encuentra pareja ideal
Quetzaltenango,Guatemala

miércoles, 25 de enero de 2017

Camina bajo la luz y evita la oscuridad

Si caminas en la luz no tropezarás, si tomas decisiones correctas vivirás.


La luz siempre estará para alumbrarte y evitar que tus pies tropiecen. Pero debes abrir bien los ojos y pararte firme en cada una de tus decisiones. Porque aunque exista la luz, también está la oscuridad pendiente de ti, para envolverte y hacerte caer.   Nadie puede ponerte lazo al cuello, nadie puede hacerte caer; eres tú el único responsable de lo que traes a tu vida con cada una de tus decisiones.

Recuerda que todo lo que se siembra se cosecha y nadie puede escapar de las leyes naturales. No puedes esconderte para siempre, porque aunque estés bajo la sombra de la oscuridad, la luz te alcanzara y revelará tu escondite.  Que tus decisiones sean siempre con la mejor intención de ayudar a tus semejantes.  

Aunque la oscuridad te ofrezca placer; es una satisfacción que no durara mucho, porque todo lo que se hace detrás de la puerta traerá sus consecuencias.  Recuerda que la noche es sinónimo de peligro, dolor, tristeza, angustia y perdición.  Nadie tropieza si camina bajo la luz del día. 

Luz es quien dejará que en tu interior exista paz. 


Nada mejor que perdonas sin ira y rencor, mantenerte siempre acobijado con el calor del Astro mayor,  que no solo te dará calor, sino que además vitaminada tu cuerpo y fortalecerá tus huesos para hacerlos fuertes para seguir caminando hasta llegar a la meta que es la paz y tranquilidad. 

Quizá sea difícil poner la otra mejía, quizá sea difícil cargar con el dolor ajeno.  Pero no hay mejor satisfacción que ver como después de ayudar, esa persona se levanta con una sonrisa en los labios.  Eso es más que suficiente para que el corazón del ser humano salte en su interior.

El creador y dador dela vida, te ha dejado a ti a mí para que sirvamos al necesitado, que le podamos dar de lo que  el Arquitecto de la vida nos da a diario.  Nunca escondas tu mano del necesitado.

Un cordial saludo
Encuentra a tu pareja ideal
Quetzaltenango,Guatemala